Foto portada para post cope

El poder de las emociones

Pilar Fernández Inteligencia emocional %s Comments

¿Qué es una emoción-sentimiento?

Estado de ánimo producido por impresiones de los sentidos, ideas o recuerdos, que con frecuencia se traduce en gestos, actitudes u otras formas de expresión.  (Real Academia)

Para enfatizar la fuerza de la emociones, hay tres palabras marcadas en rojo y subrayadas: sentidos, ideas y recuerdos, y las tres ilustran los tres tiempos posibles en los que podemos vivir (psicológicamente): pasado, presente y futuro.

 

Una experiencia presente (sentidos) causa un impacto emocional, se aloja en la amígdala (cerebro medio) y se convierte en un recuerdo emocional, que luego condiciona nuevas experiencias. Al mismo tiempo que es muy probable que ese recuerdo se proyecte como miedo o preocupación hacia el futuro (ideas).

 

Ejemplo

Te comparto un ejemplo de una niña de 5 años escucha que sus padres discuten agriamente, y en un momento de la discusión su padre le dice a su madre, “no sé para qué me casé contigo”.

 

Dos días después, el padre abandona la casa y comienza el proceso de divorcio. Treinta años después, esa niña es una mujer ya casada y con hijos, y tiene una agria discusión con su marido, quien en un momento le dice, “no sé para qué me casé contigo”.

 

Si analizamos detenida y profundamente el estado emocional de esa mujer, podríamos desglosarlo así (tomemos por ejemplo el miedo). Sufre una conmoción emocional por haber escuchado la frase (sentidos), que puede derivar en miedo, bronca, dolor, etc. Su experiencia se potencia por el recuerdo de lo que ella vivió dolorosamente en la discusión entre su padre y su madre, treinta años atrás (el miedo puede renacer con la misma fuerza de aquel día).

 

Su mente se proyecta al futuro, si dos días después de esa frase sus padres se separaron, ¿implica esto que ocurrirá en un futuro inmediato? (Ideas inducidas por el temor al futuro).

 

El hecho de vivir una emoción en el presente, o también en el presente y en el pasado, o en los tres tiempos posibles (pasado, presente y futuro) evidencia la fuerza de las emociones y lo difícil que es el control emocional en situaciones límites.

Dale al play para escuchar también una experiencia mía personal que me clarificó muy bien el poder de mis emociones.

 

 

Cuando veamos que alguien está poseído comprendamos que hay algo que está activándose, puede ser del pasado, del presente, del futuro o de los tres a la vez pasado, presente y futuro. Dependerá del equipaje de vida que tenga esa persona.

 

Creo que es mejor no desgastarme en ese momento en hacer entender a la persona que está poseída y que su reacción está siendo desorbitada, exagerada y tremendista.

 

Es más aconsejable quizá esperar a que se vayan los malos espíritus o demonios y ya desde un lugar más tranquilo poder reencuadrar la situación siempre en términos de hipótesis para que el otro pueda ir colocando o tenga la oportunidad de descubrir algo que le ayude a superar esas situaciones.  Y a lo mejor a ti también te de pistas de que aunque algo te parezca absurdo, quizá para el otro sea algo importante.

 

¿Qué piensas tú? ¿Te ha pasado algo así alguna vez? Sería muy solidario ver que no soy la única que ha sido poseída 😉

 

Un abrazo,

Pilar

 

 

Atrévete a descubrir más.


Apúntate y te acompañaré cada mes por email en el gran reto de gestionar mejor tus emociones. Además consigue GRATIS el libro "Inteligencia de Pareja" y las 3 vídeo-ponencias sobre lo que te aporta la Inteligencia Emocional a nivel personal, a tu relación de pareja y a tu familia.


Autora del blog

Soy Pilar Fernández maestra de emociones y autora de Live it! una formación sobre inteligencia emocional práctica, útil y con los pies en la tierra. Mi misión es enseñarte a abordar correctamente tus emociones para que tomes las riendas de tu vida. Creo que nadie debería sufrir, perder oportunidades, ni verse sólo por no saber hacerlo.